Hidratarse más y mejor en días de mucho calor

Hidratarse más y mejor en días de mucho calor

ene 23, 13 • In Misceláneas


Ante estos días de calor, la Asociación Argentina de Dietistas y Nutricionistas Dietistas recomienda aumentar la ingesta de líquidos, para equilibrar el ‘balance hídrico’ y prevenir cualquier riesgo de deshidratación o golpe de calor. Entre las bebidas, recomienda el agua pura, que no tiene calorías ni aditivos como mejor opción. Se adjunta información de prensa al respecto.

Especialistas recomiendan tomar más agua frente a las altas temperaturas

· Durante estos meses, se ingiere proporcionalmente menos agua pura con respecto a otras bebidas, que es la alternativa más saludable porque no tiene calorías, ni aditivos.

· La sed es un mecanismo tardío: no hay que esperar a tenerla y debe elegirse el agua como primera opción para hidratarse.

· Quienes realizan actividad física y grupos de riesgo como bebés, niños y ancianos, deben estar particularmente atentos a los síntomas de deshidratación, que de no ser detectados a tiempo, pueden ocasionar consecuencias en la salud.

Buenos Aires, 22 de Enero de 2013

Desde el comienzo del verano, se han registrado temperaturas muy elevadas que aumentan el riesgo de sufrir golpes de calor y principios de deshidratación. Para evitar que esto ocurra, la Asociación Argentina de Dietistas y Nutricionistas Dietistas (A.A.D.Y.N.D.) remarca la necesidad de promover una ingesta de líquidos adecuada y saludable, además de evitar la exposición al sol en los horarios en los que las temperaturas son más elevadas.

Durante los meses de calor, el cuerpo comienza a transpirar en mayor medida para poder conservar la temperatura corporal normal. La deshidratación ocurre entonces cuando la eliminación de agua supera a la ingesta. Es muy importante estar atento y beber lo suficiente para evitar que esto suceda”, sostuvo la Lic. Romina Sayar, Vicepresidente de A.A.D.Y.N.D.

El agua es el principal componente de nuestro cuerpo y es imprescindible para la vida, ya que es esencial para desarrollar las funciones vitales del organismo. Según explicó Sayar, “entre la variedad de bebidas que uno podría elegir para equilibrar el balance hídrico, el agua es la mejor opción porque no contiene aditivos, ni calorías”.

En el verano, se refleja que hay un mayor consumo general de bebidas no alcohólicas, pero proporcionalmente una menor elección de agua, que es la bebida más saludable. Entre julio y septiembre de 2012, el agua pura representó el 7,7 por ciento del consumo hogareño (dentro del mercado de bebidas sin alcohol), mientras que entre enero y marzo, representó el 7 por ciento[1]. Este patrón se evidencia año tras año.

La Lic. Sayar enfatizó que en el verano el consumo total de líquido es mayor, pero el de agua proporcionalmente menor y que “sería saludable incentivar el consumo de agua para que este aumento sea mayormente a base de la misma y no de bebidas alcohólicas o azucaradas que aportan mayor cantidad de calorías”.

De acuerdo con la Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA), las mujeres necesitan ingerir 2 litros de líquido al día provenientes de alimentos y bebidas, mientras que los hombres necesitan 2,5 litros diarios[2]. Algunos alimentos, especialmente las frutas y verduras, pueden aportar líquido, pero es necesario además consumir agua para completar los requerimientos. Se estima que el agua de los alimentos alcanza alrededor de los 800 ml al día.

Es importante, refirió la Lic. Sayar, tener en cuenta que “las necesidades de ingesta son mayores con el incremento de la temperatura ambiental, ya que la pérdida de agua por transpiración se encuentra aumentada, por

Compartir

Related Posts

Comments are closed.

Scroll to top