Scioli, tabla de salvación para el PJ de Mendoza

Scioli, tabla de salvación  para el PJ de Mendoza

jul 5, 15 • In Columnas, Política, Tapa

Esperanza. Desde la candidatura presidencial, el bonaerense podría darle al peronismo una victoria que lo ponga en carrera

Daniel Scioli, Paco Pérez y Carlos Ciurca. (Ilustra Diego Juri para UNO).

El motonauta Daniel Scioli y los esquiadores Paco Pérez y Carlos Ciurca (Ilustra Diego Juri para UNO).

Andrés Gabrielli
Diario UNO

El calendario no da respiro. Cuando recién empezaban a digerir los resultados del 21 de junio, los políticos mendocinos tuvieron que volver a treparse al carromato electoral.

Hechas las cuentas provinciales, el nuevo round tendrá lugar a partir de las boletas para cargos nacionales.

Pero la realidad es muy distinta para unos y otros.

Sobre todo para el peronismo aún gobernante, que buscará salir de su asfixiante atolladero por arriba.

Literalmente por arriba: desde lo alto de la boleta sábana, donde remolca el candidato presidencial Daniel Scioli.

En la oposición, todos felices
Los partidos de la oposición seguirán las elecciones nacionales con la serenidad del deber cumplido.

Ansían un cambio de rumbo general, por supuesto, pero, pase lo que pase, sienten que, al menos, acá han dejado la casa en orden.

Una fuente adicional de energía pueden ser, mientras tantos, los comicios de hoy en Capital Federal, Córdoba, La Rioja y La Pampa.

La Rioja, por su cercanía cordillerana, concita un interés particular. Alfredo Cornejo, el nuevo gobernador, se comprometió personalmente en la campaña de esa provincia.

De todos modos, como fueron los grandes ganadores del domingo 21, los radicales ya tienen la cabeza en otra cosa: en la transición con el gobierno de Francisco Pérez, cuyas cuentas los desvelan.

Otros que se sienten cumplidos son los integrantes del FIT, que se confirmaron como tercera fuerza local y hasta colocaron a un comprovinciano, Nicolás del Caño, en la competencia presidencial.

Hasta los gansos mostraron una sonrisa después de mucho tiempo, vendiéndose como socios estratégicos de la UCR en el triunfo final.

Una sed de triunfo urgente
Por fortuna para el PJ mendocino las elecciones presidenciales quedan a la vuelta de la esquina.

Eso lo salva de quedarse mascullando por una derrota más, con la cabeza gacha y al borde la depresión.

¿Por qué es importante este capítulo, si en la provincia ya no queda nada por decir?

Porque una victoria, aunque más no sea de la mano del Scioli presidenciable, les permitiría salir de las arenas movedizas donde se hallan hundidos hasta el cuello desde 2013.

Retener un puñado de comunas no ha sido para nada suficiente. Son solo seis, entre dieciocho.

Necesitan una victoria más general, aunque sea prestada, para sacar la cabeza y redefinir, luego, los liderazgos y capitanías en el territorio.

Saldar cuentas con Cristina
Hasta hace poco, el afán del Gobierno local era congraciarse con la Presidenta al precio que fuera. Ella era la fuente absoluta de legitimidad política y la garantía de caja para llegar a fin de mes. Un hada madrina.

Este esquema va perdiendo lentamente su razón de ser, pero quedan cuentas pendientes que al peronismo local le convendría saldar.

Son, principalmente, saldos electorales, porque Cristina Fernández se prestó generosamente a fotografiarse junto a candidatos… ¡que perdieron todos! Uno detrás del otro.

Primero fue Pinty Saba, en la interna de Capital; luego, Guillermo Carmona, en la interna para gobernador; y, finalmente, Adolfo Bermejo, en la elección provincial.

Según el jefe de Gabinete, Aníbal Fernández, tras la elección presidencial, Cristina seguirá siendo “la jefa natural de movimiento nacional peronista”.

Más les vale quedar a mano.

Scioli, tabla de salvación
Que Cristina siga ejerciendo el liderazgo indiscutido del peronismo nacional, como pretende Aníbal, es algo que está por verse.

Lo que no se discute es que Scioli es uno de los favoritos para ganar en octubre o noviembre.

Lo cual promete una formidable tabla de salvación para todos aquellos compañeros que queden a la intemperie al dejar el Gobierno.

Por eso la apuesta es tan grande.

Y el PJ de Mendoza cuenta con pergaminos suficientes como para aspirar a la generosidad del aspirante.

Figuró entre los primeros, tierra adentro, en abrazar la Ola Naranja del bonaerense, cuando todavía este no contaba con la plena bendición del kirchnerismo.

El vicegobernador Carlos Ciurca fue el cabecilla de esta jugada ajedrecística, que el gobernador Pérez adoptó sin dilaciones. Fruto de lo cual, vino la reprimenda y el consecuente “corte de rostro” por parte de la Presidenta.

Tiempo después, cuando finalmente se levantó la veda y Scioli tuvo que ser admitido como el candidato único del oficialismo, se alineó el resto de la tropa, a regañadientes. Sobre todo, La Cámpora, cuyos candidatos preferidos eran Máximo (Kirchner), Wado (de Pedro), el Cuervo (Larroque) y Axel (Kicillof). Florencio Randazzo figuraba en segundo lugar, como premio consuelo.

Para Paco, Ciurca y compañía, en cambio, lo de Scioli es como volver a las raíces del peronismo y, a su vez, significa la ratificación de una jugada audaz, inusualmente corajuda para ellos… aunque luego tuvieran que pedir perdón una y mil veces para recibir la visita presidencial, la palmadita en la espalda.

Cosas de la política.

Decía Churchill: “Hay quienes cambian de partido por razones de principios, pero hay otros que cambian de principios por razones de partido”.

http://www.diariouno.com.ar/afondo/Scioli-tabla-de-salvacion-para-el-PJ-de-Mendoza-20150705-0039.html

Compartir

Related Posts

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Scroll to top